La parábola del mayordomo infiel en Lucas 16: 1-13 es una parábola diferente dirigida a los discípulos, a través de la cual Dios llama la atención con respecto al comportamiento de estos, haciendo distinción entre los hijos de este siglo y los hijos de Luz, con desigualdades muy marcadas, tal cual es la tiniebla frente a la luz. Dios te quiere hoy enfocado en lo que te mantenga en ganancia espiritual, andando como hijo de Luz con fruto del Espíritu Santo y no en lograr tesoros con astucia e injusticia, que tienden a ser efímeros y temporales, como actúan los hijos de este siglo. Este estudio te invita a bien administrar lo que Dios te ha dado, pues el que es fiel en lo muy poco, también lo es en lo mas.